Óscar Rodríguez. 9 mayo
Los motociclistas representaron el 54% del total de accidentados atendidos con el seguro obligatorio para vehículos el año pasado. Foto: Jose Díaz.
Los motociclistas representaron el 54% del total de accidentados atendidos con el seguro obligatorio para vehículos el año pasado. Foto: Jose Díaz.

La Superintendencia General de Seguros (Sugese) propuso revisar la cobertura del Seguro Obligatorio Automotor (SOA) para el 2020.

La entidad hizo la recomendación porque actualmente la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) asume el 19% del costo de la atención médica de las personas lesionadas en accidentes de tránsito.

Dicho monto ascendió a casi ¢11.000 millones el año anterior, de un gasto total de ¢56.743 millones.

De acogerse la recomendación, la medida implica un aumento en la tarifa del seguro obligatorio que se cobra cuando los propietarios de vehículos pagan el marchamo.

Actualmente la cobertura del SOA es de ¢6 millones y la propuesta de Sugese es que se eleve hasta ¢13 millones.

La cobertura actual del seguro alcanza para la atención médica del 93,3% de las personas lesionadas en accidentes viales, que ascendieron a 35.535 durante el 2017.

Sin embargo, para el resto de los casos terminó la Caja asumiendo la atención, concluyó la Sugese en un informe de abril pasado.

El año pasado, los motociclistas representaron el 54% del total de lesionados en carretera, según datos de la Superintendencia.

“Se ha recomendado una modificación al Reglamento del SOA, para que, en la revisión anual de la cobertura, además del número de siniestros, se considere el costo de los mismos”, recalcó Tomás Soley, jerarca de Sugese.

Para elevar la cobertura del seguro, el Gobierno debe modificar el reglamente del seguro obligatorio.

Soley reconoció que la actualización sí tendrá un impacto en el costo de la prima.

“Obviamente el ajuste debe ser gradual, no de un día para otro (...) El cambio no es uno a uno. No es que en vez de cobrar 100, cobro 200 porque la distribución (en el costo) de los siniestro es en 1,5 millones de vehículos no se duplica la prima. Pero sí hay un efecto”, explicó el jerarca.

Por su parte, Elian Villegas, presidente ejecutivo del Instituto Nacional de Seguros (INS), resaltó que no es necesario elevar para el próximo año la cobertura del SOA, pues cubre la mayoría de los siniestros.

“Hay que ir pensando en subirla (la cobertura), pero no a ¢13 millones porque sería una locura en tarifas. Significaría disparar las tarifas y evidentemente el país no está para eso. Puede ser que técnicamente es lo mejor, pero no es posible, pues es elevar la cobertura en más del 100%”, enfatizó Villegas.

El funcionario descartó que en la solicitud de ajuste de la prima del 2020, que se presentará en junio, esté incluido al aumento de la cobertura.

Impacto a la seguridad social

Los datos de la Superintendencia muestran que los costos para la Caja, por la atención de accidentes de tránsito, se se incrementan de forma relevante.

En el 2017 tuvo un costo de ¢10.875 millones, es decir un alza del 60%, frente a los ¢6.823 millones.

Soley recalcó que el monto es mayor, pues la CCSS deja de facturar el costo de los servicios médicos brindados cuando el INS notifica el agotamiento del SOA.

“Si el costo anual para la Caja de ¢11.000 millones se diluye en 1,5 millones de vehículos, la tarifa no se duplica”, sostuvo el Superintendente.

El Presidente de la aseguradora estatal recalcó que buscan disminuir los costos para la CCSS mediante el traslado más expedito de los pacientes al INS, una vez que llegan a los hospitales públicos.