Sofía Chinchilla C., Aarón Sequeira. 15 mayo
La moción fue aprobada con los votos de 53 legisladores. Solo se opuso José María Villalta, del Frente Amplio. Foto: Aarón Sequeira.
La moción fue aprobada con los votos de 53 legisladores. Solo se opuso José María Villalta, del Frente Amplio. Foto: Aarón Sequeira.

La Asamblea Legislativa aprobó una moción que exhorta al presidente de la República, Carlos Alvarado, a establecer una posición gubernamental “clara y coherente” sobre la crisis que enfrenta Venezuela.

“Instar al presidente de la República a formular una estrategia de política exterior que tome en consideración el caso de Venezuela y se establezca una posición nacional clara y coherente basada en el respeto a los valores democráticos y las libertades fundamentales”, dice el primer punto del documento votado la tarde de este martes.

El llamado del Congreso, promovido por legisladores de Liberación Nacional, Restauración Nacional, Unidad Social Cristiana, Integración Nacional y Republicano Social Cristiano, quedó aprobado con el respaldo de 53 legisladores.

Solo votó en contra José María Villalta. El diputado del Frente Amplio argumentó que consideraba irresponsable hacer un pronunciamiento de esa magnitud sin la suficiente discusión.

Víctor Morales Mora, jefe de fracción del oficialista Partido Acción Ciudadana (PAC), aseguró que él y su partido ignoraban la moción, y la conocieron hasta el momento en que se puso a discusión en el plenario.

Según él, de haber sido informada antes, su bancada incluso la habría suscrito.

En la moción, los congresistas también manifestaron su solidaridad con los venezolanos que buscan soluciones a su crisis de gobernabilidad por medio del diálogo.

Al mismo tiempo, expresaron su repudio “a todas aquellas acciones que pretendan irrespetar los derechos humanos, la voluntad popular, los principios constitucionales y recurran al uso de la fuerza como instrumento para impedir el libre ejercicio de los derechos civiles y políticos”.

Los legisladores expresaron su apoyo a la exigencia del Grupo de Lima para que se suspendan las elecciones en Venezuela, programadas para el 20 de mayo.

Además, pidieron a Casa Presidencial “apoyar todas aquellas acciones enmarcadas en el derecho internacional y dentro de la acción conjunta de los organismos internacionales y foros en los cuales nuestro país es miembro o tiene una activa participación, orientadas a favorecer una solución definitiva para el pueblo venezolano”.

En un comunicado divulgado este martes, la Cancillería informó de que Costa Rica apoya la declaración del Grupo de Lima, y aclaró que la canciller Epsy Campbell no pudo participar en la última reunión de ese foro por la coyuntura de transición de Gobierno.